Dialogamos con Xavier Toledo y Lucas Mangiarelli, ambos fueron a La Cumbre el pasado fin de semana luego de que fueran convocados para ayudar en el ataque contra las llamas incontroladas en las zonas serranas de Córdoba. Sobre el procedimiento de convocatoria, Xavier nos comentó que “el jefe regional baja una orden por la cual se da una alerta amarilla a todos los cuarteles de la regional para asistir a los incendios forestales, todos quedan a la espera de un llamado si se agrava la situación. Justo el viernes a las 19:00 hs dieron alerta roja para Canals, para trabajar en el incendio de La Cumbre y Villa Giardino”. En cuanto a los bomberos que acuden ante el llamado, aseguró que “lo mejor es que sean bomberos que tienen cursos de incendios forestales, los de mayor preparación son los primeros en convocarse”.

Partieron el viernes 27: “nos alistamos en el cuartel a las 19 hs y salimos a las 21. Llegamos a las 2 am al cuartel de La Cumbre, donde nos atendieron muy bien. Justo cuando llegamos se arma una interface, es decir, que el incendio llega a la zona urbana. Se desplegaron todos los cuarteles y nosotros quedamos aprestos”.

En cuanto a su experiencia, Lucas comentó que “es la primera vez que me toca intervenir en estos incendios forestales, y tuve la suerte de ir. Me sorprendió, no pensé que iba a estar tan cerca del fuego. La gente nos atendió muy bien, eso lo valoro mucho. Llegas y ves que se está ardiendo todo, si no estamos nosotros no pasa nada y no siempre se puede actuar, tenés que esperar aviones o ayuda”.

En cuanto a la forma de trabajar en el campo, Toledo nos comenta que “tenés dos frecuencias de radio, una de trabajo y otra que te tira lo meteorológico, como el viento, las ráfagas y eso. También tenés la comunicación con los aviones, que van al frente del incendio. El sábado se complicó y trabajamos en los frentes más grandes en La Cumbre y Giardino, trabajando siempre con los aviones. Llegamos a un risco muy complicado, la recarga nos quedaba a 4 km para una mochila de 20 litros”.

Finalmente, ante la posibilidad de que vuelvan a ser convocados, aseguró que puede darse porque “seguimos en alerta amarilla”, aunque los incendios a esta altura están más controlados.

Dejá tu comentario