Fue la última del año, donde se inauguró la sede, se firmó convenio con el Poder Judicial y se entregaron reconocimientos a autoridades salientes, entre ellas, el Intendente de Canals. También participó Edgar Bruno, titular entrante del Ejecutivo local.

Este lunes se llevó a cabo en la ciudad de Bell Ville la última reunión de la Comunidad Regional Unión del año, donde se realizaron diversas actividades, entre ellas el reconocimiento a las autoridades salientes a días del recambio de intendentes en municipios de la zona. Así, por Canals estuvieron presentes el actual titular del Ejecutivo, Carlos Peiretti, y quien lo ocupará a partir de la semana que viene: Edgar Bruno.

Si bien en un principio se iba a realizar en Canals, Peiretti aclaró que “se suspendió por la firma del convenio con el colegio de abogados en el palacio de justicia de Bell Ville, y porque fuimos a la oficina de la comunidad regional que se inauguró”.

Vertedero regional

Dentro de los temas tratados, se le otorgó la licencia ambiental a los tres basurales que participarán del proyecto para el vertedero regional de residuos sólidos urbanos, entre ellos Canals, además de Bell Ville y Pascanas, con la presencia del Secretario de Ambiente provincial Javier Britch. Sobre esto, Peiretti comentó que “se agradeció a la municipalidad de Canals por donar el terreno, para facilitar la actividad y que esto se pueda ejecutar con mayor solidez”.  De concretarse este proyecto, Unión sería el único departamento en la provincia que funcione con dos plantas para el tratamiento de la basura y de esta manera darle tratamiento a los 4 millones de kilos de residuos que generan los municipios y comunas de este departamento. Esto se justifica en el hecho de acortar distancias, ya que el encarecimiento de los costos de logística podría atentar contra la sustentabilidad del proyecto, esperando que no sean más de 60 km los que unan los municipios con la planta indicada.

El proyecto fue realizado por una consultora privada, quien determinó los lugares y la modalidad del procesado. Financiadas por la provincia, se espera que las obras comiencen en 2020 con la construcción de dos plantas de tratamiento (donde se separaría para reciclar una parte y se enterraría en fardos impermeables el resto). Una de ellas en Bell Ville y la otra en un predio entre Pascanas y Laborde. También habrá dos centros de transferencia nuevos, donde se concentrarán los desechos por zonas para ser transportados a las dos plantas. Una se ubicaría en Cintra (al norte) y la otra en Canals (al sur). Además, ya existen actualmente una de estas plantas, que se incorporaría al sistema, en Justiniano Posse, tomado como modelo en Córdoba en el tratamiento de sus desechos.

Reconocimiento

Ya en la nueva sede de la Comunidad, se entregaron reconocimientos a las autoridades salientes. Así, a Peiretti le fue entregada una mención por su participación a lo largo de estos años. Sobre esto, el intendente aseguró que “agradecí el trabajo durante los ochos años con la comunidad y estos cuatro años que fueron los más fructíferos. Se me entregó un recordatorio que llevaré en lo más profundo de mi corazón por la participación que tuvimos dentro de la comunidad”, y finaliza que se siente “gratificado de tener un equipo de trabajo como ustedes, soy un agradecido de haberlos conocido y haber participado durante estos ocho años. Todos estuvieron muy comprometidos, el conjunto de la municipalidad, todo el mundo tiene que ver en este reconocimiento que se me dio hacia mi persona. Siempre fuimos con humildad, sentido común. Siempre fue de la misma forma que me dirigí en todas las actividades sociales que realicé”.

Finalmente, dentro de las actividades realizadas se destaca la firma del Convenio con el Colegio de Abogados sobre Oficios Electrónicos, en los tribunales de Bell Ville. A posterior, se realizó un lunch de despedida de año.

Dejá tu comentario